El cuadrante de Gartner está dedicado a la representación gráfica a la situación del mercado de un producto tecnológico determinado.  Este cuadrante es útil para conocer los conceptos y situación para tomar una decisión. Incluso estos conceptos son más importantes que los datos que pueda dar el cuadrante o incluso otro método que se haya decidido a consultar. Este gráfico se divide en 4 áreas y cada una de ellas explica la situación en el mercado del producto tecnológico que se quiere evaluar. Cada una de estas áreas se determinan por la capacidad de ejecución y por la capacidad de visión.  A continuación se muestra el cuadro que determina lo anteriormente explicado.

Cuadrante de Gartner

Cada cuadrante :

  • líderes (leaders): aquellos que tienen la mayor puntuación resultante al combinar su habilidad para ejecutar (lo bien que un vendedor vende y ofrece soporte a sus productos y servicios a nivel global) y el alcance de visión, que se refiere a su potencial.
  • aspirantes (challengers): caracteriados por ofrecer buenas funcionalidades y un número considerable de instalaciones del producto, pero sin la visión de los líderes.
  • visionarios (visionaries): estos pueden tener todas las capacidades que ha de ofrecer un ECM de forma nativa, o mediante alianzas con otros socios, lo cual significa un fuerte impulso a la integración de programas y plataformas así como una habilidad para anticiparse a las necesidades del mercado que ellos no puedan cubrir.
  • nichos específicos (niche players): enfocados a determinadas áreas de las tecnologías ECM, pero sin disponer de una suite completa.
  •  Cada uno de ellos define lo que ocurre en cada zona siempre teniendo en cuenta qué es lo que ofrecen las compañías y cuál es su tipología y sus productos.

    Para la realización de cómo una empresa decide cuál es la mejor opción, tiene que realizar un esudio en base a una serie de conceptos que deben cumplir su iniciativa y que a su vez puede resultar muy útil a la hora de especificar requisitos en una selección. POr ejemplo, la gestión de datos, flujo de trabajo, etc, son parámetros claves para que una empresa estudie cuál es la mejor opción a elegir.

    Estos son los parámetros a medir:

    • Gestión de documentos (document management): para el check-in/check-out, control de versiones, seguridad y creación de bibliotecas de documentos empresariales
    • ‘Imagen’ de documentos (document imaging): para la captura, transformación y gestión de documentos en papel
    • Gestión de documentos de archivos (records management): para la conservación a largo plazo de documentos, la automatiación de calendarios de conservación y políticas de expurgo, así como para el cumplimiento de requisitos legales.
    • Flujos de trabajo (workflows): para dar soporte a procesos de negocio, documentos activos dentro de un proceso, asignación de tareas, gestión de estados y seguimiento de auditoría.
    • Gestión de contenidos web (web content management): para automatiar las funciones del webmaster y gestionar contenido dinámico y aspectos de interacción de usuarios.
    • Colaboración documental (document-centric collaboration): para los documentos compartidos o los equipos de proyectos.